Seguidores

Translate

Datos personales

Madrid, Spain
El ruido del interruptor fundió la luz y en la oscuridad no hallé luciérnagas.

viernes, 15 de marzo de 2013

EN MI INTERIOR



































                                         
Me voy a buscar hasta encontrarme
y cuando me halle,
le pediré cuentas a los miedos
que habitan los caminos.

Bandoleros de silencios
que asaltaron mi soledad
con huecas palabras
de ecos profundos.

Cuando el camino
recorra mi pensar en una imagen,
no vacilaré en el afán
de recuperar los sueños perdidos.
                   

8 comentarios:

  1. Bardo, los sueños perdidos quedan al borde de los caminos, hay veces que no es difícil encontrarlos, lo difícil es que se cumplan.

    Un Abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Creo que ya te encontraste en las palabras de tu poema.
    El camino de los sueños tiene curvas y desvíos, a veces hay que explorarlos, otras seguir adelante.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Buscarlos, buscarlos, buscarlos y si no aparecen volver a crearlos.

    ResponderEliminar
  4. Maravilla , gusté mucho de tus escritos.... te felicito por tu talento..y creatividad...abrazos

    ResponderEliminar
  5. ¿No es esa búsqueda de la que hablas la más importante en la vida de una persona...? Acaso -más allá de los resultados-, persistir en esa búsqueda le otorgue por sí misma el verdadero sentido a esta vida. Muy bello poema. Un placer leerte. Me anoto. Un abrazo grande, bardo.

    ResponderEliminar
  6. Ese es el camino más duro, hay que estar preparado para aceptar a ese ser que se encuentra escondido dentro de cada uno...

    ResponderEliminar